La Policía crea un teléfono para prevenir el suicidio entre sus agentes

La Policía Nacional va a poner en marcha una línea telefónica gratuita y confidencial atendida las 24 horas del día para prevenir conductas suicidas en los agentes, que dispondrán en la web de una escala de valoración del riesgo que se podrán aplicar ellos mismos.

Estas son algunas de las herramientas que contempla el Plan de promoción de la salud mental y prevención de la conducta suicida en la Dirección General de la Policía, al que ha tenido acceso Efe este jueves, dirigido a todos sus empleados.

El documento incluye un conjunto de actuaciones genéricas, así como otras más específicas centradas en personas o grupos en situación de vulnerabilidad.

Detectar alteraciones psíquicas

Con el objetivo de eliminar o reducir los factores de riesgo, el plan establece también la implantación de mecanismos de detección de alteraciones psíquicas en el procedimiento de selección y formación de aspirantes a ingresar en la Policía Nacional.

Además, se dará formación específica a los agentes que se vayan a incorporar a especialidades con exposición a contenidos de fuerte impacto psicológico, de forma previa.

Para detectar el daño psicológico en sus fases iniciales o estadios precoces y poder frenar su progresión, el plan prevé la incorporación de test psicológicos en los reconocimientos médicos habituales realizados a los agentes.

Asimismo, se dará asistencia psicológica inmediata y permanente mediante atención telefónica durante 24 horas, con continuidad de forma presencial o telefónica, cuando se solicite y también en la zona de operaciones a los agentes intervinientes en situaciones de emergencia y/o catástrofe.

Agentes vulnerables

El plan incluye también actuaciones para los agentes con vulnerabilidad psíquica, que hayan protagonizado una tentativa de suicidio o mostrado indicios de voluntad autolítica, a los que se les podrán retirar, de forma cautelar, armas de fuego, oficiales y particulares.

A estas personas se les prestará asistencia psicológica y se les dará el apoyo necesarios, incluso cuando vuelvan a la actividad tras una baja prolongada.

Ante suicidios consumados o tentativas, el equipo de intervención psicosocial prestará apoyo inmediato a familiares y compañeros, valorará el impacto sobre éstos últimos y hará un seguimiento telefónico y, en su caso, presencial.

Las actuaciones previstas en el Plan serán llevadas a cabo por el servicio de prevención de riesgos laborales, principalmente a través del equipo de intervención psicosocial, que estará dirigido por un psicólogo, técnico superior en prevención de riesgos laborales y con experiencia suficiente en materia de conducta suicida. 

20 minutos

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *