El suicidio deja una herencia de dolor

Presentan en SLP el programa «Amor y vida, prevención del suicidio», que busca reducir la incidencia de suicidios en el país

Cuando una persona decide quitarse la vida, deja una herencia de dolor que lastima a la sociedad y al entorno cercano del suicida, señaló Raquel Estrada, tanatóloga y especialista en Suicidología.

 ¿Qué es el suicidio? Bueno, pues es el decidir quitarse la vida de forma voluntaria, explicó Raquel Estrada que además agregó que «las causas son multifactoriales pero el factor principal es la depresión y dentro de la depresión encontramos 14 tipos diferentes, también encontramos lo que son los factores de riesgo, como la violencia, el sentido de pérdida, padecer una enfermedad dolorosa o crónica, entre muchas de las causales que podemos ver».

 En entrevista para el noticiero Contacto Informativo, Raquel Estrada informó que se encuentra en la ciudad para dar a conocer un proyecto que ha dado buenos resultados en la Ciudad de México y otras ciudades en donde se ha aplicado, para lo cual contactan a los profesionales de salud mental para conformar una red que permita prevenir el suicidio y rehabilitar a las personas que presentan síntomas de tendencias suicidas.

 El proyecto se llama «Amor y vida, prevención del suicidio», y busca ayudar también a las familias de las personas que deciden terminar con sus vidas, quienes por lo regular terminan sintiéndose culpables.

 La familia no tiene que sentirse culpable, porque el suicida es un asesino de sí mismo, advirtió Raquel Estrada.

 Explicó que el suicidio es un problema multicausal, multifactorial, que no responde a una causa específicamente.

 «La persona que intenta suicidarse viene con una predisposición psicológica, viene aparte con una mezcla que puede ser genética, biológica, que pueden ser como las causales para decidir ‘ya no quiero vivir’. No existe un perfil psicológico de la persona que intenta suicidarse ni tampoco se puede predecir la conducta suicida».

 Según la especialista, la conducta suicida pasa por tres etapas que son: el pensamiento suicida, el intento suicida, y el suicidio consumado.

 En el intento suicida la persona se provoca lesiones y también la conducta lo lleva a lo que se conoce como parasuicidio, que es cuando la persona decide quitarse la vida sin que se provoque la muerte. La conducta suicida aparece en ambos sexos, y a cualquier edad.

 Dentro de las psicopatologías graves encontramos lo que se llama la esquizofrenia, dijo Raquel Estrada y explicó que de las más delicada es la esquizofrenia paranoide, una condición en la que la persona, tiene delirios, alucinaciones, y dentro de esos delirios se siente observada, piensa que todo mundo está confabulando en su contra; a diferencia de las alucinaciones, que van a ser percepciones falsas en el ver, sentir, oír, cosas que no existen, ¿qué pasa en este tipo de situaciones? que la persona puede escuchar voces que le dicen que se aviente a un precipicio y es como se puede provocar el suicidio.

 La especialista puso a la disposición de los potosinos la dirección electrónica psic.raquelestrada@gmail.com, para que se comuniquen con ella y así puedan ser canalizados con el especialista que corresponda, como parte de este interesante proyecto.

 v  En el mundo casi 1 millón de personas se quitan la vida diariamente

v  54 mil personas intentan cada día terminar con sus vidas

v  Entre 2,700 y 3 mil personas cada día deciden quitarse la vida

v  El suicidio es la segunda causa de muerte en jóvenes de entre 15 y 19 años

v  SLP ocupa el lugar 12 nacional en incidencia de suicidios

Ver enlace original aquí

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *