Restringir el acceso a los lugares clásicos de suicidio reduce los intentos en un 90%

Bloquear el acceso a lugares habituales de suicidio, con barreras o redes de seguridad en puentes o acantilados, puede reducir el número de muertes en esos lugares en más de un 90 por ciento, según un estudio que se publica en The Lancet Psychiatry.

Diario médico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *